¿Estás pensando en renovar tu cuarto de baño y convertirlo en un lugar más espacioso y funcional? Una buena idea es sustituir la bañera por plato de ducha. 

La bañera ocupa, por lo general, el doble que un plato de ducha, por lo que con este cambio ganarás espacio en una estancia de la casa donde normalmente es escaso. Además, con la ducha el ahorro de agua es mayor y eso es bueno tanto para tu factura como para el medio ambiente. Por último, la ducha es mucho más cómoda de utilizar y accesible. 

La obra es mínima: el cambio estará listo antes de lo que te imaginas. En Zema Reforma y Construcción elaboramos presupuestos para todos los bolsillos.

¡Contacta para saber más!





Publicado: 13 de Octubre de 2017