A diferencia de un suelo de baldosas, los suelos de parquet son más luminosos, acogedores y cálidos. ¡Tu hogar dará un giro! 

Entre las principales ventajas que destacan de colocar un suelo de parquet es que es mucho más limpio y su mantenimiento es muy sencillo. Además, es muy duradero y resistente al paso del tiempo, aislante (notarás la diferencia en los meses más fríos) y muy elegante. 

Si estás interesado en instalar un suelo de parquet al hacer tu reforma solo tienes que decírnoslo. Como empresa coordinamos diferentes gremios para dar una solución a la altura de tus expectativas. 

Publicado: 13 de Octubre de 2017